agosto 3, 2014 By

Asesinan a hijo de locutor comunitario en tierra caliente Edomex

Luvianos, Edomex, 3 de ago.- Juan Diego Benítez, hijo de Indalecio Benítez, propietario de la radio comunitaria del sur del Estado de México, Calentana Mexiquense, murió ayer en la noche cuando su familia fue atacada por un comando armado en Luvianos.

De acuerdo con fuentes extraoficiales de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), el ataque ocurrió cerca de las 23:00 horas del viernes cuando Indalecio Benítez y su familia se dirigían a su domicilio, ubicado en el centro de Luvianos.

A través de la página de internet de la radio, www.lacalentana981.com, Benítez ofreció un mensaje a su audiencia en donde descartó ser halcón de algún grupo organizado y dijo desconocer los motivos del ataque en donde murió su hijo de 12 años.

“Ya me lo entregaron, aquí lo tengo, un niño de tan sólo 12 años, de tan sólo 12 años; no sé qué decir, pero los invito, lo vamos a velar, hoy, mañana y lo vamos a sepultar hasta el día lunes por la tarde.

“Me siento con una impotencia tan grande, tan grade, como no se imaginan, el ver a mis hijos llorar, los más pequeños, porque me quitaron el mayorcito; de tan solo 12 años, un niño que apenas iba a entrar al segundo año de secundaria, me lo quitaron de una manera muy cobarde, rafageándonos por la espalda, me siento impotente”, expresó Benítez.

El ataque habría ocurrido la noche del viernes cuando Benítez viajaba a bordo de un vehículo en compañía de sus familiares, en el centro de Luvianos donde están las instalaciones de la radio comunitaria.

Benítez descartó que la radio comunitaria tenga afiliación política o religiosa, aunque aceptó que en algunas ocasiones preparaba comida para gente que presuntamente pertenecía a algún grupo criminal porque no tenía opción.

“En algunas llegué a pensar y decir y quererles decir que tampoco tenía maña, porque jamás nos prestamos a servir de halcones, a servir de sicarios.

“Que por necedad algunas ocasiones tuve que preparar comida para unas personas, era un servicio que yo prestaba como muchos otros lo seguimos prestando; porque si no lo haces es malo y si lo haces es malo”, dijo Benítez.

A los medios de comunicación, Benítez los invitó a Luvianos para que lo acompañaran a velar a su hijo e indicó que había seguridad en la zona.

“Reitero, quisiera no odiarlos (a los agresores) porque quiero que mi hijo descanse en paz y yo cargando odio sé que no va a descansar en paz.

“Porque no se vale señores, no se vale, no sé qué más decirles, sólo invitarlos, aquí los espero no tengan miedo, no va a pasar nada, solicité seguridad; aquí vamos a estar, va a estar bastante gente, no creo que se atrevan a ingresar cuando hay bastante gente”, dijo Benítez.

Al finalizar su mensaje, Benítez indicó que la programación de la radio seguirá de manera normal y descartó vínculos con la delincuencia organizada.

“Yo no soy halcón, que yo no soy informante, que yo no soy sicario, no sé quién haya sido la persona que me puso en mal con esas personas para que me hicieran daño; hay un dios arriba, y sé que todo cae por su propio peso”, dijo Benítez.

Fuera de las instalaciones, ubicadas en la Avenida Cuauhtémoc, en el Centro de Luvianos, explicó el locutor, velan al hijo de Benítez.

Fuente. terra.com.mx

COMMENTS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.




Huellas 646