Para que la cuña apriete, debe ser del mismo PAN

Por José Santos Navarro

A unas horas de que el PAN emitiera su convocatoria para renovar su dirigencia nacional, el ex presidente de México, Felipe Calderón, rompió el silencio y advirtió que con la fórmula Marko Cortés y Héctor Larios, “será el fin del partido”.

Rudo y sin sentimientos, agobiado quizá por el olvido, Calderón en pocas palabras descompuso lo poquito que se había logrado avanzar en una aparente unidad, de quienes quedan en Acción Nacional.

“Será el fin del PAN”, sentenció el ex mandatario en su cuenta de Twitter, dejando entrever que con esa fórmula no habrá unidad.

Los comentarios de quien alguna vez en su campaña presidencial se autonombró “El hijo desobediente”, se dieron una vez que el exsenador Héctor Larios subió varios tweets, uno de ellos dice:

“Con @MarkoCortes por la Presidencia y un servidor a la Secretaría General, buscaremos representar la planilla de unidad. México necesita un @AccionNacional fuerte y unido. Un partido al servicio de la sociedad”, escribió Larios en su cuenta.

Esto, tan pronto se confirmó que los panistas irán en una planilla única, Cortés por la presidencia del partido y Larios por la secretaría General, además que cuentan con el apoyo de gobernadores pertenecientes al PAN.

GUERRA

DE TWEET

Luego vino una cascada de mensajes por las redes sociales, en su gran mayoría en contra de Cortés y Larios, además del expresidente Felipe Calderón, muchos otros panistas no se midieron y dejaron que hablara su corazoncito‏.

Le reprocharon a Larios que días antes él mismo, declaró que Marko Cortés representaba el continuismo, por ello, hubo infinidad de comentarios en contra de Larios recordándole que el pez por la boca muere.

Continuismo fue la opinión general. Todo tipo de comentarios, rudos en su mayoría: “Larios, la ambición te venció… los panistas jamás votaremos por ustedes… Qué triste es cambiar para seguir igual…

Ahora eres parte de lo que nos llevará a desaparecer.

Vamos con todo con Manuel Gómez Morín… Otros, respondían a favor de Larios: “Unidad, trayectoria y experiencia”.

Horas antes, en Querétaro los panistas proponían reformar sus estatutos para institucionalizar la inclusión de las minorías para las dirigencias y candidaturas, que el Presidente y Secretario General Nacional y estatales no puedan ocupar ningún cargo de elección popular por el periodo de su encargo.

Proponían que las candidaturas de representación proporcional sean ocupadas por militantes del PAN; propusieron crear una comisión de reconciliación y fortalecimiento institucional para revisar casos específicos de rupturas y pérdida de liderazgos importantes”, señalaron Cortés y Larios en un comunicado. Hoy, reman contra corriente.

Written By José Santos Navarro Monroy