marzo 4, 2014 By

ESPLENDOR JAROCHO

Comparte
  •  
  • 573
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    573
    Shares

IMG_5082

Por JORGE CEBALLOS

El nuevo procurador de Justicia Luis Ángel Bravo Contreras ha comenzado a tambor batiente su labor al frente de esa dependencia; de sus primeras acciones, la más esperada era la remoción de Jorge Yunis Manzanares quien durante más de dos años estuvo al frente de la subprocuraduría de Justicia en la zona Sur, con sede en Coatzacoalcos.

Con el relevo de Jorge Yunis Manzanares, se cierra uno de los capítulos más obscuros de abusos de autoridad; de torcer la ley a su antojo; de vejaciones; de mantener en prisión a gente inocente porque al funcionario se le daba la gana.

El relevado, corrido o sustituido, deja una estela de corrupción que difícilmente alguien podrá igualar.

Su paso por segunda ocasión al frente de la subprocuraduría, estuvo lleno de irregularidades, el imperio de la ley jamás existió. Un hombre intolerante al que solo le interesaba seguir corrompiendo el área a la que llegó en diciembre de 2012.

La ley era torcida en las agencias del Ministerio Público al antojo del exsubprocurador, su mal trato hacia sus subalternos eran la constante. Con Jorge Yunis Manzanares había impunidad para delincuentes y cárcel para personas inocentes que tuvieron la desgracia de caer en manos del exfuncionario y su gavilla.

Era común escuchar cantinflear a Yunis Manzanares cuando se le cuestionaba sobre los índices delictivos. Logró que la aplicación de la ley fuera letra muerta, todo tenía un precio, precio que a veces no podía pagar quienes caían en sus manos, el destino de esas personas, casi siempre era el Duport Ostión.

La decisión de remover a ese mal funcionario, es algo que muchas personas en el sur de Veracruz le están agradeciendo en estos momentos a Luis Ángel Bravo Contreras, quien durante su visita a Coatzacoalcos, aceptó lo que era un secreto a voces. Hay corrupción en las agencias del Ministerio Público.

Yunis Manzanares “impartió” Justicia con sus cuates, se llegó a creer intocable, un ser de otro planeta, en más de una ocasión vociferó a los cuatro vientos que él, era indispensable a la Procuraduría de Justicia de Veracruz, su remoción y envío a la banca demuestra lo contrario.

Muchos estarán pensando que lo mejor que podría hacer Luis Ángel Bravo, es iniciar el respectivo proceso en contra de Jorge Yunis Manzanares e iniciarle proceso administrativo o penal, porque un tipo de su calaña, se merece ser castigado.

Por cierto la barba de presidiario de quinta, demuestra la verdadera personalidad de Jorge Yunis Manzanares.

Ricardo Carrillo Almeida tiene un gran paquete en sus manos, las cosas que encontrará seguramente le provocarán más de un dolor de cabeza, conociéndolo y sabiendo de su capacidad en la subprocuraduría en Córdoba, estamos seguros que habrá una nueva etapa en la zona sur.

 

 

 


Comparte
  •  
  • 573
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    573
    Shares

COMMENTS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *