Remueven a juez que ordenó reabrir Caso New’s Divine y sancionar a Chíguil

junio 16, 2019 By huellasmstong

Remueven a juez que ordenó reabrir Caso New’s Divine y sancionar a Chíguil

Comparte
  •  
  • 3
  • 2
  •  
  •  
  •  
  •  
    5
    Shares

16 de junio 2019.- Juez ordenó realizar de nuevo la investigación de la tragedia del “New´s Divine”, y exhortó a Sheinbaum, Godoy y Martín del Campo, pedir a Chíguil dejar la alcaldía para ser enjuiciado. Sin embargo, hicieron caso omiso y presionaron para remover al juez por “necesidades del servicio”. Esta es la historia.

El juez del Sistema Procesal Acusatorio, Ángel Aarón Cámara Atristáin, ordenó una amplia investigación e imparcial a fin de que haya justicia para las víctimas de la tragedia del News´s Divine y que los responsables no queden impunes, en este caso el alcalde de Gustavo A. Madero Francisco Chíguil y su coordinador de asesores Rafael Bustamante.

Así lo determinó el impartidor de justicia al final de la audiencia celebrada el pasado 26 de febrero de 2019 en la Unidad de Gestión Número 8 del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México, donde Cámara Atristáin dejó sin efecto la petición del no ejercicio de la acción penal contra Chíguil por parte de la Fiscalía de la Coordinación de Ministerios Públicos Auxiliares de la procuradora Ernestina Godoy Ramos.

Después de tres horas de la audiencia y tras escuchar los argumentos del abogado de las víctimas Moisés Martín Castillo Guerrero, el juez revocó las autorizaciones del no ejercido de la acción penal acordadas en las carpetas de investigación CI-FSP/B/UI-B-3 C/D/2313/06-2018 y CI-FSP/B/UI-B-3 y C/D2314/06-2018.

Presentes ese día estuvieron con el abogado Claudia Martínez Alcalá en representación de su hija –postrada en silla de ruedas- Jennifer Jiménez Martínez, así como Martín Rocha Sánchez, en representación de su menor hija y occisa Erika Janeth Rocha Maruri, así como la defensa del implicado Francisco Chíguil –vía la procuraduría capitalina- los fiscales Francisco Moreno Vázquez y María del Carmen Fernández Trejo.

La petición del juez de realizar desde cero una investigación del caso, se enmarca en el absoluto respeto al Sistema de Justicia Interamericano de Derechos Humanos y del cual México forma parte. Esto al considerar la actualización de “violaciones graves a los derechos humanos” de las víctimas respecto de los hechos ocurridos el 20 de junio de 2008 en la discoteca bar denominada “New´s Divine”, por los delitos de homicidio, lesiones, uso indebido de facultades y atribuciones, ejercicio ilegal del servicio público y corrupción de menores, y lo que resulte a raíz de las correspondientes investigaciones.

El juez Cámara Atristáin dejó en claro que los investigados en las carpetas señaladas son los ciudadanos Francisco Chíguil Figueroa y Rafael Bustamante Martínez, quienes actualmente ocupan cargos públicos, el primero como alcalde en la demarcación política de Gustavo A. Madero y el segundo se desempeña como coordinador de asesores.

Sin embargo, especificó que “las investigaciones de mérito deberán realizarse en forma amplia, es decir, además de las personas indicadas y cada una de las que pudieran resultar responsables por la comisión de un delito”.

Derivado de la resolución que tomó el juez, el 28 de febrero envió los oficios respectivos a la jefa de gobierno Claudia Sheinbaum Pardo; al presidente del Congreso de la Ciudad de México, Jesús Martín del Campo; a la procuradora general de justicia de la Ciudad de México, Ernestina Godoy Ramos y a la presidenta de la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México, Nashieli Ramírez Hernández. Sin embargo, en todo momento hicieron caso omiso a la orden del impartidor de justicia.

A los anteriormente mencionados, Ángel Aarón Cámara, les exigió tomar las medidas que consideraran necesarias para garantizar una investigación transparente y en igualdad de circunstancias de las víctimas directas e indirectas frente a los investigados respecto de los sucesos de la discoteca “New´s Divine”.

“En otras palabras, para evitar que por el simple hecho de tratarse de servidores públicos, pudieran eventualmente generarse obstáculos para hacer efectivos los derechos fundamentales de las víctimas, así como las garantías correspondientes para hacerlos efectivos”, expresó el juez.

CHIGUIL TIENE QUE RENUNCIAR AL CARGO

Más de una hora tardó el abogado defensor de las víctimas, Moisés Martín Castillo en fundamentar la impugnación del no ejercicio de la acción penal en contra del alcalde Francisco Chíguil, solicitada por los fiscales dependientes de la oficina particular de la titular de la Procuraduría General de Justicia capitalina.

Castillo Guerrero explicó que la presente audiencia se llevó al cabo a partir de que el Ministerio Público propuso el no ejercicio de la acción penal en las carpetas de investigación 2313 y 2314.

“Sin embargo, la nueva óptica del Sistema Penal Acusatorio, nos indica que todos los delitos y toda la actuación del Ministerio Público deben verse a la luz de los derechos humanos”, apuntó el litigante.

Así es como durante la audiencia, el abogado de las víctimas fundamentó el motivo por el cual los delitos que nacen a raíz de violaciones cometidas a derechos humanos, son imprescriptibles y “no siguen el orden común de legalidad con taxatividad de la ley”.

“Esto quiere decir que cuando hay una violación a los derechos humanos, esos delitos no son sujetos de la regla general de prescripción”, expresó. “Esto por la siguiente razón: cuando existe una violación a los derechos humanos, ésta permanece en el tiempo. No se diluye. Los derechos humanos son imprescriptibles, inalienables e irrenunciables”, siguió.

Además, sostuvo que si esos delitos no son investigados bajo los tres principios del nuevo Sistema Penal Acusatorio, permanecerán en la impunidad, como es el caso “New´s Divine”: primero, conocer la verdad de los hechos; segundo, que el responsable no quede impune; y tercero, obtener la reparación del daño.

A 11 años de la tragedia –señaló-, las víctimas no han recibido justicia. “Y los familiares de las mismas, así como la sociedad en su conjunto, no han tenido acceso a la verdad histórica de los hechos y los responsables siguen impunes”.

Martín Castillo fue enfático en señalar que después de una década y de varias averiguaciones previas, nadie está señalado como directamente responsable de los hechos; nadie ha sido sancionado por homicidio, ni por lesiones.

“La única persona que está en prisión es Alfredo Maya Ortiz por corrupción de menores, quien se ostentaba como dueño del New´s Divine. Por su parte, el señor Guillermo Zayas, se encuentra prófugo porque hay una orden de reaprehensión pendiente de ejecutar. No ha sido capturado y evidentemente no ha enfrentado un proceso penal y no ha habido sentencia.

“Ángel Nava, quien fungía como director general Jurídico y de Gobierno, sí fue sancionado e inhabilitado cuatro años nueve meses por el delito de uso ilegal de facultades y atribuciones. Sin embargo, su superior jerárquico que es el ciudadano Francisco Chíguil Figueroa, que debe responder por la responsabilidad que le acarrea directamente el puesto que ostentó, no ha sido llevado ante la justicia para responder por los cargos de homicidio y lesiones de las víctimas anteriormente citadas”, expuso.

Una vez efectuada su exposición, el abogado solicitó al juez enviar los oficios respectivos de acuerdo al Artículo 74 fracción IV de la Ley General de Víctimas, el cual sustenta que una persona como ente del Estado o responsable de la administración pública, ha cometido violaciones a los derechos humanos, no puede ni debe ocupar cargo público alguno.

CHÍGUIL FIRMÓ REAPERTURA DEL NEW´S DIVINE

El pasado 19 de junio de 2018, familiares de las víctimas del “New´s Divine”, hicieron públicos los documentos que responsabilizan al ahora alcalde de haber autorizado la reapertura del establecimiento.

Los documentos exhibidos, señalan que el 21 de junio de 2006, el entonces director general Jurídico y de Gobierno de Gustavo A. Madero, Jorge González Macías, firmó el expediente SVR/E/178/2006 de clausura del establecimiento ubicado en Calle 303, número 186, Colonia Nueva Atzacoalco, en donde además se impuso una multa de 48 mil 962 pesos.

Además, los familiares también presentaron copia certificada del documento firmado por el entonces delegado Francisco Chíguil, en donde autoriza la reapertura del lugar denominado “DISCO & CLUB NEW´S DIVINE” con giro de discoteca y número de expediente SVR/E/353/07 y fecha de reapertura del 28 de diciembre de 2007.

El documento, firmado por Chíguil, resolvió: “Se ordena el levantamiento del estado de clausura temporal que impera en el establecimiento mercantil DISCO CLUB NEW´S DIVINE, ubicado en Avenida Ingeniero Eduardo Molina y Calle 312, Colonia Nueva Atzacoalco de esta demarcación”.

EL JUEZ JUSTICIERO

De entrada, el juez Cámara Atristáin sostuvo que si el Estado no sirve para proteger a las víctimas pierde razón de ser desde su esencia misma. “Un jefe de gobierno, un jefe de un operativo y un jefe de la policía, nadie ha respondido por los homicidios en un evento tan lastimoso”, aseguró.

Adelantó que si el caso no llegara a resolverse por las instancias de justicia en México, con seguridad la Corte Interamericana de Derechos Humanos, puede llegar a calificarlo como un delito de lesa humanidad. “Hay mucho qué hacer y la verdad nadie ha hecho nada”.

“Yo entiendo la postura de ustedes, señores fiscales pues vienen aquí a la materia sustantiva para dar contestación a esas álgidas interrogantes de las víctimas y del asesor jurídico”.

Efectivamente ahora hay que investigar, sancionar y reparar, pero son 10 años; un año más y será otra agonía. Por lo tanto, ordenó a los fiscales de la Procuraduría de Justicia de la Ciudad de México, volver a realizar las investigaciones desde cero.

Adicionalmente, el juez se dijo sorprendido de la postura de los fiscales, que siempre proponen el ejercicio de la acción penal y dejan al impartidor de justicia la tarea de desecharlo. Curiosamente, dijo, hoy sucedió al revés: cerraron la puerta a las víctimas y empoderaron al imputado (hoy alcalde). Desconoció las circunstancias particulares, mismas que no detienen al Tribunal que se pronuncia en justicia. “Abre una puerta enorme a las víctimas”.

¿Qué sanciones conllevan los delitos de lesiones, homicidio, uso indebido de facultades y atribuciones y corrupción de menores, en los que incurrió Chíguil? Se le preguntó al defensor jurídico. “Son penas muy grandes que van de los ocho a los 12 años de prisión”, respondió Castillo Guerrero.

QUITAN DEL CASO NEW’S DIVINE AL JUEZ

El pasado 17 de mayo de 2019, con número de oficio CJCMX-SG-PL-8333/2019, el juez Cámara Atristáin, fue informado por la maestra Zaira Liliana Jiménez Seade, secretaria general del Consejo de la Judicatura de la Ciudad de México, de su remoción del caso por “necesidades del servicio”.

Como dato adicional, es necesario mencionar que el presidente del Consejo de la Judicatura en la capital del país, es el también presidente del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México, Rafael Guerra Álvarez, quien hace 11 años fue el juez que llevó el caso del New’s Divine.


Comparte
  •  
  • 3
  • 2
  •  
  •  
  •  
  •  
    5
    Shares

COMMENTS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *