Llama Graue a la unidad, no a la confrontación

Por José Santos Navarro

El rector de la UNAM, Enrique Graue, llamó a los universitarios a no caer en provocaciones “que buscan dividirnos y debilitarnos”, de esta forma es más que evidente fracaso de los amantes de la violencia que sueñan con un México en llamas.

La Universidad Nacional Autónoma de México logró, con diálogo, sofocar el conflicto que amenazaba con escalar niveles de revuelta social como en 1968.

Las palabras se imponen sobre la violencia. La disposición al diálogo del rector de la UNAM, Enrique Graue, deja sin armas a los grupos emboscados que pretenden fines ajenos a los académicos.

“La unidad mostrada por nuestra comunidad en estos últimos días –dijo el doctor Graue- es y será la vía más certera para erradicar la violencia contra nuestros planteles y lograr que la Universidad de la Nación pueda seguir cumpliendo con sus tareas sustantivas”, dijo en un comunicado este domingo.

El rector celebró la participación y el orden con que se llevó a cabo la asamblea universitaria el viernes 7 de septiembre, en el auditorio Alfonso Caso. “Es una muestra más de la libertad de expresión de los universitarios y del interés que tienen por su Universidad”, reconoció.

Graue dijo estar en disposición de conocer las propuestas de la asamblea y así implementar medidas que permitan resolver las preocupaciones de la comunidad universitaria.

“Les pido que no caigamos en provocaciones que buscan dividirnos y debilitarnos. Es fundamental mantenernos juntos y trabajando para conseguir este importante objetivo común”, aseguró.

Luego de las agresiones durante una protesta en Rectoría el 3 de septiembre, los estudiantes realizaron el viernes una asamblea interuniversitaria en la que acordaron una minuta de siete puntos, la cual será sometida a las asambleas de cada plantel de la UNAM para formar una en común el 14 de septiembre.

RESPONDE

LA UNAM

Luego de la controversia y desánimo social que causó la libertad de los dos presuntos porros que detuvo la Policía Federal y dejó ir la procuraduría capitalino, al argumentar que no había denuncia directa en contra de ellos, además de que no había flagrancia en el delito que se les imputaba: lesiones.

Al respecto la UNAM a través de un comunicado, advierte que el mismo día 3 de septiembre en que se presentó la violencia porril en contra de estudiantes, el rector ordenó interponer las denuncias penales correspondientes en contra de quien resulte responsable. La carpeta de investigación es CI-FAAE/CU/UI-1 C/D/00283/09-2018.

También se hizo lo propio ante la Procuraduría General de la República, donde se abrió la carpeta de investigación FED/CDMX/SPE/0011998/2018.

De esta manera queda en entredicho la declaración del jefe de Gobierno José Ramón Amieva, quien con la excusa de “no fabricar delincuentes”, dejó en libertad a los presuntos porros, cuando su deber era presentarlos ante el ministerio público.

Por el momento, falta conocer también la postura del secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, quien presentó a los dos detenidos y, donde él, presentó fotografías y videos en que, los porros actuaron en la agresión a estudiantes.

REGRESAN

A CLASES

La Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) informó que hoy regresan a clases la mayoría de los planteles que se unieron a la suspensión de labores tras las agresiones que sufrieron alumnos por parte de grupos porriles en Ciudad Universitaria el pasado 3 de septiembre.

En su reporte de las 14:00 horas, la Máxima Casa de Estudios indicó que no se tenía definida la entrega de la Facultad de Artes y Diseño, la Escuela Nacional de Trabajo Social, así como los Planteles 2 y 5 de la Escuela Nacional Preparatoria y los Colegios de Ciencias y Humanidades (CCH) Azcapotzalco y Naucalpan.

Written By Huellasmx