Temoc Blanco cambia de camiseta, se va al PES

CUAUhtemoc blanco
ComparteShare on Facebook1Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Email this to someone

José Santos Navarro

En el draf de la política, Cuauhtémoc Blanco cambió de camiseta, ahora defenderá los colores del Partido Encuentro Social (PES), porque ya constató que él sólo sin equipo no puede dar un buen juego en eso de representar al pueblo en la cancha de las instituciones.

Por otra parte, el que se niega a ser suspendido de por vida, por golpear –y fracturar- a su partido el PRD, es el senador Miguel Barbosa, quien no quiere a su equipo, pero se aferra a su camiseta negro-amarilla para seguir disfrutando de las miles que da el arte de la gramática parda (la política).

Primeras planas de los diarios destacan a Morena como el equipo –que recientemente subió a la primera división-, y cuyo entrenador, Andrés Manuel López Obrador, logró llevarse más de 40 jugadores y jugadoras a sus filas. Se arma bien porque sabe que viene un torneo electoral difícil y competido, donde los árbitros jugarán un papel muy importante. Cifra sus esperanzas en la aguerrida –medio campista- Delfina Gómez quien tiene buen dribling.

Por lo que respecta al PRI y al PAN, éstos no hicieron grandes contrataciones, salvo que los azules le hicieron una buena propuesta a la centro delantera Josefina Vázquez Mota, política goleadora, pero que, en esta nueva temporada llega “muy tocada” y hay quienes piensan que no aguantará los 90 minutos electorales, porque será objeto de golpes bajos tanto de los adversarios como de sus mismos compañeros.

El tricolor sólo hizo algunos cambios en lugares estratégicos para dar un buen partido competitivo para la gran final que disputará en “La Bombonera” electoral el próximo 4 de junio, donde se juega el todo por el todo. Tiene como centro delantero al nacido en Atlacomulco, Alfredo del Mazo Maza, quien ha metido goles importantes y definitorios, pero, una gran parte dela afición mexiquense está a disgusto por los pobres resultados obtenidos en los últimos 88 años.

 

ComparteShare on Facebook1Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Email this to someone

Written By Max Vite

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *