Nicolás Maduro acusa al presidente de Colombia del atentado

2 de agosto 2018.- El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, se dirigió a la nación tras el atentado fallido que se produjo durante un acto conmemorativo de la Guardia Nacional Bolivariana, celebrado en Caracas.

El líder de la república bolivariana acusó al presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, de estar detrás del asesinato.

“Se trata de un atentado para matarme, han intentado asesinarme hoy. No tengo dudas de que Juan Manual Santos está detrás de este intento de asesinato”, dijo en transmisión conjunta de radio y televisión.

Maduro informó que la inteligencia se activó enseguida.

“En coordinación con el ministro Néstor Reverol ya ha sido capturada parte de los autores intelectuales y la investigación está muy avanzada”, anunció.

De acuerdo con el presidente, ya fueron capturados los autores materiales que ocasionaron el atentado en su contra, realizado con artefactos voladores cargados con explosivos.

“Han sido capturados parte de los autores materiales contra mi vida y se encuentra ya procesados. Ha sido capturado parte de la evidencia”, dijo.

El mandatario prometió que las investigaciones irán hasta el fondo.

“Caiga quién caiga. No hay vaca sagrada. No hay protegidos aquí y también solicitaremos a los responsables que estén viviendo en el exterior”, declaró.

Según reveló, las primeras investigaciones dicen que los principales responsbales y financistas viven en EEUU, en la Florida. En este contexto Maduro dijo tener esperanza de que EEUU y Donald Trump colabore con Venezuela en la investigación.

“Seguirán fracasando todos los escenarios de violencia”, aseguró el presidente.

“Mi primera reacción fue de tranquilidad, serenidad porque a mí me protege Dios y aquí en la Tierra me protege el pueblo y la Fuerzas Armadas Bolivariana”, compartió.

 

Sputnik

Anuncian el principio del fin del infierno colombiano

Ciudad de México a 24 de septiembre.-De una guerrilla en defensa de los pobres, a los consejos de paramilitarismo financiado por el narco y el acuerdo logrado entre las FARC y el gobierno de Colombia que anuncian la anhelada paz.

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, y el máximo líder de las FARC, Rodrigo Londoño, alias “Timochenko”, lograron un acuerdo histórico en La Habana, Cuba; al respecto, el pacto alcanzado entre ambas partes se trata de una jurisdicción especial para la paz, la cual juzgará a todos los actores que han participado del conflicto armado una vez se firme la paz; asimismo, el acuerdo logrado abordó los tiempos en los que la guerrilla deberá dejar las armas y de la fecha límite de seis meses para tener un pacto definitivo; por lo que, en una emblemática foto, ambos dirigentes posaron para la foto junto con el presidente de Cuba, Raúl Castro, quien se situó en el medio y dio la mano a Santos y a “Timochenko”, quienes tras unos segundos, también se dieron la mano; no obstante, 200 mil muertos en 50 años; 40 mil secuestrados y dos millones de desplazados ¿quedarán en en olvido?

Asimismo, se abren otras interrogantes, “¿Qué tan positivo para el país es el acuerdo sobre justicia transicional para la guerrilla? ¿Habrá o no habrá impunidad? ¿Los responsables de los grandes crímenes, secuestros y desplazamientos que han desangrado a Colombia durante medio siglo irán a la cárcel?”; luego del anuncio del Gobierno y la Farc sobre justicia transicional, los colombianos están llenos de preguntas publicó ElPaís; “¿Quién juzgará?, ¿cómo se elegirá a los encargados de impartir justicia para los guerrilleros?, ¿será una decisión exclusiva del Gobierno o la guerrilla tendrá derecho a designar a los que serán sus propios jueces?”; por lo que, “si uno de los objetivos centrales del proceso de paz es reparar a las víctimas, ¿tendrán éstas la posibilidad de contar con representantes en ese tribunal?, cuestiona el rotativo.

Por su parte, el secretario de Estado de EE UU, John Kerry, elogió el acuerdo al que han llegado el Gobierno colombiano y las FARC; asimismo, el funcionario de Washington indicó: “Los anuncios hechos hoy en La Habana constituyen un progreso histórico hacia un acuerdo de paz definitivo para terminar con más de 50 años de conflicto armado”; en ese sentido, Kerry llama a Santos para felicitarlo y agradece al papa su “liderazgo moral”.

Breve historia de las FARC
Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) nacen en 1964 con los remanentes de las guerrillas liberales de La Violencia y de la mano de un campesino llamado Pedro Antonio Marín, quien se hacía llamar Manuel Marulanda y a quien se conocía como Tirofijo. Las FARC son una guerrilla marxista integrada en buena medida por campesinos. Cifras del gobierno hablan de unos 6.500 hombres y mujeres en armas, que dicen luchar por el pueblo, por los pobres y por la equidad entre los colombianos; no obstante, esos objetivos se han visto desdibujados por sus acciones de las últimas décadas, sobre todo las relacionadas con el narcotráfico, el asesinato y el secuestro de civiles. Según cifras oficiales, al menos seis millones de colombianos han sido víctimas del conflicto armado, entre los desplazados de los campos del país por la acción de los rebeldes y de las bandas paramilitares que nacieron a finales de la década del setenta como respuesta a las acciones de las guerrillas; además, se contabilizan al menos 220.000 personas asesinadas en Colombia en el marco de este último conflicto armado entre 1958 y 2012, de acuerdo con datos del Centro Nacional de Memoria Histórica. Un informe del mismo organismo estatal da cuenta de que entre 1970 y 2010 casi 40.000 personas fueron secuestradas en el país y que el 33% de esos plagios se les atribuye a las FARC.

No obstante, el paramilitarismo surgió como “estrategia nacional contrainsurgente en Colombia” apenas iniciando la década de los ochenta señaló el analista Hernando Calvo Ospina; en ese sentido, “su embrión habían sido las <auto¬defensas>”; al respecto, estas fueron organizadas a partir de lo aconsejado en 1962 por una misión militar estadounidense, como método para acabar con grupos de campesinos liberales y comunistas que exi¬gían pan y tierra; pese a que, “faltaban dos años para que nacieran las guerrillas, el fantasma de la Revolución Cubana rondaba y había que acabarlo”; de tal forma que, el paramilitarismo fue encargado de las acciones de guerra sucia para que las Fuerzas Armadas no aparecieran tan implicadas en ella.

Ospina, detalla que el dinero para subvencionar los grupos paramilitares en Colombia provino del narcotráfico; por lo que, “no se combatió al narcotráfico, porque éste era un aliado para la guerra al ”; mientras tanto, los paramilitares se convirtieron en parte esencial del “terrorismo de Estado, ese que no combate a las guerrillas pero sí asesina a todo aquel que se opone o critica el statu quo , o es conside¬rado apoyo de las guerrillas”; en ese sentido, “especialmente vaciaron de campesinos las regiones ricas en recursos estratégicos y se apoderaron de ellas, o las entregaron a caciques políticos, militares, gamonales y trasnacionales con una violenta reforma agraria al revés”; lo que suma en treinta años casi un millón de asesinados y desaparecidos a base de horribles matanzas, y seis millones de desplazados, indicó.

Lo que se constituye como “una barbarie, como pocas en la historia de la humanidad, la que han cometido los narco-paramilitares, planificada desde las altas instancias del poder político, económico y militar”; “Washington y Bogotá han sabido que sin el narco-paramilita¬rismo la guerrilla estuviera a las puertas del poder”; en ese sentido, “desde hace unos veinte años el paramilitarismo es el máximo <cártel> productor y exportador de cocaína del mundo”, añadió el periodista colombiano.

 

Redacción. Huellas de México

Santos y ‘Timochenko’ pactan la paz en Colombia

Una promesa del Gobierno de Colombia y de la guerrilla de las FARC para poner fin en marzo próximo al conflicto armado más largo de América Latina provocó aplausos y dudas entre la población del país agobiado por más de medio siglo de violencia, secuestro, desplazamiento y afectación de su economía.

La reunión que sostuvieron el miércoles en Cuba por primera vez el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, y el líder guerrillero Rodrigo Londoño, más conocido como “Timochenko”, permitió concretar el difícil tema de la justicia y acordar la firma de un acuerdo definitivo en seis meses, así como el desarme de la guerrilla 60 días después.

El Gobierno y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) decidieron la creación de un tribunal especial para juzgar a los peores crímenes del conflicto, incluyendo abusos sexuales, secuestro, torturas y ejecuciones, pero también una posible amnistía para los demás combatientes.

“Ver al presidente dándose la mano con Timochenko es una señal de que esta vez sí es posible la firma de la paz, que tanto nos ha costado”, dijo Patricia Vargas, una enfermera de 33 años, mientras caminaba por una calle del sur de Bogotá.

Los aplausos y felicitaciones también llegaron de Estados Unidos y el Vaticano, aunque Santos, un político de centro derecha de 64 años, enfrenta fuertes críticas internas de sus opositores que lo acusan de ser blando con las FARC.

Aunque surgieron en 1964 como un movimiento de inspiración marxista para defender los derechos de los campesinos, las FARC perdieron apoyo popular durante los siguientes años por sus actos de violencia y su vínculo con el narcotráfico en el país registrado como uno de los mayores productores mundiales de cocaína.

“Me parece muy mal, se rindieron a las FARC. Si la paz significa que se paren de disparar, probablemente van a dejar de disparar. Ahora, que el conflicto se acabe, no lo creo”, dijo Alfonso Llana, un pensionado de 55 años, mientras caminaba por un parque en el norte de Bogotá con su esposa.

Llana admitió que teme que los rebeldes pasen a engrosar bandas criminales en lugar de aceptar una readaptación social.

El Gobierno sostiene que un acuerdo puede sumar anualmente hasta dos puntos porcentuales al Producto Interno Bruto (PIB) y permitir una expansión de la economía en regiones consideradas como peligrosas después de que la guerrilla suspenda los ataques contra la infraestructura.

RETOS A SUPERAR

El acuerdo que se firme para poner fin al conflicto que ha dejado más de 220.000 muertos deberá ser aprobado por los colombianos en un referendo, un riesgo en el país de 47 millones de habitantes con una alta e histórica abstención y con una férrea oposición de influyentes líderes políticos.

Santos fue reelegido el año pasado con la promesa de buscar la paz, pero enfrenta una fuerte oposición en el Congreso liderada por el influyente ex presidente y actual senador Álvaro Uribe, un vehemente crítico de la negociación de paz con las FARC.

Uribe dijo que el acuerdo del miércoles sobre justicia, que permitirá a los rebeldes y a militares tener sentencias reducidas a cambio de confesiones, iguala a valientes miembros de las Fuerzas Armadas con terroristas.

También criticó a Santos por no garantizar que los fondos de las FARC producto del secuestro y el narcotráfico se utilicen para compensar a las víctimas del conflicto.

Los guerrilleros que confiesen delitos graves irán a prisión durante cinco a ocho años en “condiciones especiales”, mientras que los que tardíamente los reconozcan enfrentarán penas de cárcel ordinarias por el mismo tiempo.

Y quienes nieguen su responsabilidad en delitos graves como la toma de rehenes u otra privación grave de la libertad, la tortura, el desplazamiento forzado, la desaparición forzada, las ejecuciones extrajudiciales y la violencia sexual podrán ser condenados a un máximo de 20 años.

 

El tribunal para la paz, que contará con salas de justicia, será integrado por magistrados colombianos, así como juristas extranjeros, y tendrá la misión de buscar respuestas para las víctimas y condenar a los autores de graves crímenes de guerra.

El aumento de las posibilidades de paz fue bien recibido por Estados Unidos, que ha gastado miles de millones de dólares en ayuda a Colombia para combatir al narcotráfico y a la guerrilla, en una ofensiva que permitió reducir el número de combatientes de las FARC a unos 8.000 desde 17.000 en la década de 1990.

Un portavoz del Papa Francisco, quien abogó por un acuerdo durante una misa el domingo durante su reciente visita a Cuba, también se declaró feliz por el avance.

Pero muchos colombianos todavía son escépticos sobre la paz por los fallidos intentos del pasado.

“Ya estamos cansados de tantas promesas y tantos diálogos. ¿Qué la paz en seis meses se firma? Amanecerá y veremos”, dijo Genoveva Pataquiva, de 66 años y propietaria de una tienda de abarrotes en el sur de Bogotá.

 

 

 

Fuente. Reuters

 

Unasur concilia a Venezuela y Colombia

Después de cinco horas de reunión a puerta cerrada en Quito, los presidentes deColombia, Juan Manuel Santos, y de Venezuela, Nicolás Maduro, acordaron siete puntos, con miras a solucionar la crisis fronteriza que ya dura 31 días.

Estos son: el retorno inmediato de los embajadores de ambos países; la realización de una investigación de la situación de la frontera; reunir a los equipos de ministros de ambos países el 23 en Caracas para analizar los temas sensibles de la frontera; la progresiva normalización de la frontera; la coexistencia de los modelos económicos, políticos y sociales de cada país; hacer un llamado al espíritu de hermandad y de unidad, propiciando un clima de mutuo respeto y convivencia y, continuar trabajando con el acompañamiento de Uruguay yEcuador.

Tanto Maduro como Santos agradecieron a los presidentes Rafael Correa(Ecuador) y Tabaré Vásquez (Uruguay) y, a través de ellos, a la Unasur y a la Celac, por su apoyo al diálogo, y resaltaron los acuerdos logrados. El presidente venezolano dijo que se trató de un encuentro franco y sincero, en donde cada uno dijo sus verdades y echaron “las bases de un nuevo inicio de las relaciones basadas en la cooperación y el enfrentamiento de los problemas de ambos países”. También sostuvo que había triunfado la sensatez, el diálogo y la paz entre sus pueblos, pese a que cuando llegaron se pensaba en una reunión difícil, pero gracias a la voluntad política lo lograron.

Santos reconoció la vocación de paz de Venezuela y de Maduro, a quien agradeció las gestiones para lograr la paz interna de Colombia, e inmediatamente resaltó que aunque su país y Venezuela tienen modelos de desarrollo distinto, pueden trabajar en objetivos comunes, como son enfrentar a las mafias y a las bandas criminales que están en la frontera. “El narcotráfico nos obliga a trabajar juntos. Estamos interesados en combatirlo y lo mejor es juntos, porque somos más efectivos, como lo hemos hecho con Ecuador. Establecimos un cronograma para afrontar más efectivamente este problema. También para trabajar en el contrabando de combustible”, dijo.

Los dos países han mantenido una tensa relación desde el 19 de agosto, producto de la decisión del Gobierno venezolano de expulsar a los colombianos que viven en su país y ordenar el cierre de varios puntos fronterizos, bajo el argumento de que “el paramilitarismo colombiano” había atacado a militares venezolanos durante un operativo anti contrabando. Colombia ha considerado que se trata de una expulsión sin argumentos.

Las Naciones Unidas ha estimado que los colombianos que han sido deportados a través de Santander, Arauca, La Guajira y Vichada llegan a 1 608, mientras que otras 19 686 han regresado a su país por temor a ser deportadas.

A lo largo de este mes, en donde no han faltado las fuertes declaraciones de ambos lados, se han producido tres momentos tensos. El primero se dio el 28 de agosto cuando ambos países llamaron a consultas a sus embajadores. El segundo fue el 8 de septiembre, cuando Nicolás Maduro ordenó el cierre deParaguachón, zona de la frontera en La Guajira-Zulia, así como el despliegue de 3 000 militares en el lugar. El tercero fue el jueves anterior, cuando Maduro responsabilizó de la muerte de dos de sus pilotos, a bordo de una aeronave Sukhoi, al narcotráfico colombiano.

Esta reunión se da diez días después de la reunión de las cancilleres de Colombia,María Ángela Holguín, y de Venezuela, Dercy Rodríguez, que tuvo el auspicio del Ministerio de Relaciones Exteriores del Ecuador. En ese encuentro no se estableció fecha para la reunión de presidentes y los avances logrados -que iban a ser sometidos a consulta presidencial- no fueron suficientes, ya que el canciller ecuatoriano, Ricardo Patiño, debió viajar a Caracas y Bogotá para concertar la cita.

Las diplomáticas también se reunieron antes en Cartagena de Indias, mientras que por falta de un voto, la Organización de Estados Americanos (OEA) no pudo reunirse para tratar este tema.

Esta reunión presidencial estuvo rodeada de expectativa, por las declaraciones previas de los mandatarios. Santos, antes de viajar a Quito, a través de su cuenta de Twitter, dijo que Colombia “no es culpable de los problemas de Venezuela”, que su prioridad era garantizar el respeto por sus compatriotas, sus derechos fundamentales y la soberanía de su país y que el Estado de emergencia decretado por Maduro “no debe servir de excusa para pasar sobre los derechos de los colombianos”. También dijo que insistirá en la diplomacia y en el diálogo “serio, constructivo, sereno y respetuoso”, y que los problemas fronterizos requieren del apoyo de los dos países para solucionarlos.

El mandatario venezolano, en cambio, a su llegada a Quito, dijo que venía con las más altas expectativas y que no cederá en su plan de paz en la frontera. “Quiero iniciar un nuevo tiempo de relaciones con Colombia, de respeto, de cooperación, de beneficio mutuo, de paz, de convivencia, de coexistencia, de modelo, de ideas, de proyectos. Que nadie se meta en los asuntos internos de Venezuela”, dijo Maduro. En su cuenta de Twitter, antes de su llegada a Quito, se podía leer que se había habilitado la etiqueta “#ConMaduroporlapaz, para construir una frontera en la que prevalezca la justicia”.

En el transcurso de la mañana y hasta el mediodía, había llegado el presidente Vásquez, quien agradeció por el recibimiento que le dieron y la acogida ante la invitación hecha por él y Correa para el diálogo. El presidente Correa, por su parte, dijo que aspiraba que se supere el conflicto.

La llegada de Santos y Maduro se dio una hora antes del encuentro presidencial, que arrancó a las 14:00 locales y terminó a las 19:00.

 

 

Fuente. elmundo.es

Maduro y Santos se reúnen en Quito para lograr un acuerdo

BOGOTA, Colombia (AP) — Los presidentes de Colombia y Venezuela se reunirán el lunes en Quito para intentar poner fin a una crisis que comenzó hace un mes cuando Caracas decidió cerrar los pasos fronterizos y expulsó a 1.500 colombianos.

Desde entonces otros 15.000 nacionales –según cifras de la ONU– dejaron Venezuela voluntariamente por temor a represalias.

Uruguay y Ecuador, como presidentes de Unasur y Celac, respectivamente, son facilitadores del encuentro entre Juan Manuel Santos y Nicolás Maduro que viene precedido de varios incidentes que han enturbiado el ambiente.

La semana pasada el ejército colombiano denunció la entrada ilegal a su territorio de 15 soldados venezolanos que estaban persiguiendo a un supuesto contrabandista.

Días antes aviones venezolanos habrían violado el espacio aéreo de Colombia durante sobrevuelos que Caracas ha negado.
Actualmente están cerrados todos los pasos terrestres y apenas un par de ríos comunican los 2.200 kilómetros de frontera entre ambos países.

Para Colombia el encuentro fue posible gracias a que se cumplieron las tres condiciones que había impuesto Santos: se abrió un corredor humanitario para escolares que viven a un lado y estudian al otro, se suspendieron las deportaciones ilegales de colombianos y los expulsados podrán regresar a recoger los enseres abandonados a la carrera.

No obstante, antes de partir hacia Quito, Santos escribió en su cuenta de Twitter que llega a la cita con Maduro “con las mejores intenciones pero sin grandes expectativas”.

En paralelo al trabajo diplomático de Uruguay y Ecuador, en televisión y por Twitter los mandatarios siguieron con la escalada de declaraciones. Maduro exigió una “nueva frontera” y culpó a la derecha de infiltrar paramilitares en el país, mientras Santos acusó a Maduro de “autodestruir la revolución”.

El senador de izquierda colombiano Iván Cepeda espera que de la reunión “salga algo más que fotos y mensajes de reconciliación sino soluciones concretas para una frontera que se ha ido deteriorando en los últimos años por culpa de las mafias del contrabando y la presencia de grupos armados a uno y otro lado”, dijo a The Associated Press.

Durante años en las regiones colombianas que limitan con Venezuela se come, se hacen negocios y hasta se bebe cerveza venezolana gracias a la gasolina y la comida subvencionada que entra de forma ilegal, mientras sus supermercados se vacían, según Caracas.

Paralelamente, desde que estalló la crisis el ejército colombiano ha empezado una campaña de vigilancia y destrucción de pasos ilegales para impedir la entrada masiva de productos subvencionados en regiones como La Guajira, una de las más pobres del país donde hay un 30% de desnutrición y donde 5% de los niños no llega a los 5 años. Hoy todas sus poblaciones están asfixiadas por el cierre fronterizo.

Esta es la crisis más grave entre los dos países desde que en 2008 el entonces presidente Hugo Chávez movilizó tropas en la frontera por la muerte del líder guerrillero colombiano Raúl Reyes y amenazó con enviar aviones.

En julio de 2010, los dos países rompieron relaciones diplomáticas luego de que el entonces presidente Álvaro Uribe (2002-2010) acusó a Caracas de dar cabida en su territorio a los jefes de las guerrillas colombianas. Las relaciones se normalizaron luego de que Santos asumió la presidencia.

El lunes se inició en la ciudad fronteriza de Cúcuta un plan para sacar vehículos de las calles y así reducir las largas filas que se forman para abastecerse de gasolina en las diferentes estaciones de servicio, indicó la alcaldía.

 

Fuente: yucatan.com.mx

Avión venezolano cae en frontera con Colombia, movilizan tropas

18 de sep.- La aeronave detectó el ingreso ilícito de un avión en la región noroccidental del país y se precipitó a tierra en circunstancias desconocidas.

La Fuerza Armada Nacional Bolivariana de Venezuela (FANB) inició una investigación para determinar las causas de un accidente aéreo registrado el jueves en una región del noroccidente del país, límite fronterizo con Colombia.

De acuerdo con un comunicado emitido por el Ministerio de Defensa, un avión tipo Sukhoi-30 perteneciente a este cuerpo militar se precipitó a tierra en momentos en que realizaba un sobrevuelo para custodiar el espacio aéreo venezolano, luego de que se detectara el ingreso ilícito de una aeronave con rumbo hacia el sur cerca de la frontera colombo-venezolana.

La aeronave era pilotada por dos funcionarios, el capitán Ronald Ramírez y el capitán Jackson García, de quienes hasta ahora se desconoce su ubicación.

El texto señala que en la zona donde se realizó el sobrevuelo operan mafias ligadas al narcotráfico que “pretenden utilizar nuestro territorio como plataforma de distribución de drogas producidas en el vecino país, hacia Centroamérica y el Caribe”.

La junta investigadora se encargará de tomar las medidas necesarias para dar con la ubicación de los pilotos.

El comunicado fue firmado por el ministro de Defensa de Venezuela, Vladimir Padrino López, quien además es el Comandante Estratégico Operacional de la FANB.

A través de su cuenta en twitter, Padrino López expresó su solidaridad con los funcionarios de la Aviación Militar Bolivariana.

“Nuestra Aviación Militar Bolivariana continuará batallando sin descanso, todos los días del año, para garantizar nuestra soberanía e independencia, combatiendo con firmeza los infames flagelos del narcotráfico, el paramilitarismo y demás delitos que se cometen en la región fronteriza colombo-venezolana, con el firme propósito de construir una nueva frontera de paz, bienestar, seguridad y desarrollo para todo el pueblo de Venezuela”, concluyó el comunicado.

El presidente venezolano Nicolás Maduro también manifestó su solidaridad con la FANB a través de un mensaje en la red social Twitter:

https://twitter.com/NicolasMaduro/status/644756690060054528/

Lea el comunicado íntegro aquí: Comunicado

EL DATO:   Venezuela cuenta con el sistema de armas antiaéreo más poderoso de mundo capaz de interceptar toda clase de objetivos, sea misiles o aviones, en un rango de hasta 200 kilómetros con el fin de resguardar su espacio y soberanía. Esta tecnología utiliza un sistema de aviso al objetivo que está ingresando de forma ilícita al país y de no recibir respuesta puede derribarlo.
El avión modelo Su-30 es una aeronave de combate que cuenta con dos motores y está desarrollado por la compañía rusa Sukhoi. Es uno de los más modernos del mundo por su superioridad aérea y es utilizado para misiones aire-aire y aire-superficie de largo alcance.

EN CONTEXTO

El pasado 13 de septiembre el Gobierno colombiano denunció la supuesta violación de su espacio aéreo por parte de Venezuela, hecho desmentido por la canciller de ese país, Delcy Rodríguez, quien denunció que el vecino país intentaba obstaculizar el diálogo por la situación en la frontera.

El presidente Nicolás Maduro ordenó el cierre de la frontera colombo-venezolana tras el ataque paramilitar que sufrieron soldados de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) en la localidad de San Antonio del Táchira (oeste) el pasado 19 de agosto.

Posteriormente, el mandatario decretó un estado de excepción en once municipios del estado Táchira con el objetivo de controlar la zona fronteriza. El 15 de septiembre extendió el estado de excepción en las zonas 4, 5, 6 y 7 de los estados Zulia y Apure (occidente).

La medida busca combatir fenómenos que afectan al pueblo venezolano como el paramilitarismo y el contrabando de bienes.

 

 

Fuente. teleSURtv.net

Histórico: Presidente de Colombia suspende bombardeos a las FARC

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, ordenó suspender los bombardeos contra la guerrilla de las FARC e indicó que eventuales ataques aéreos contra los rebeldes sólo podrán ser autorizados por orden del primer mandatario.

“He dado la orden de suspender a partir de hoy los bombardeos aéreos contra campamentos donde haya concentración de miembros de esa organización y sólo se podrán realizar por orden del presidente de la República”, dijo Santos en un evento de la Armada Nacional en la ciudad de Cartagena (norte).

El gobierno de Santos y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC, comunistas), que iniciaron un cese al fuego unilateral el pasado lunes, mantienen conversaciones de paz desde noviembre de 2012 en Cuba.

El 10 de marzo el mandatario había ordenado un cese de bombardeos contra las FARC, que, sin embargo, fue levantado en abril luego que la guerrilla diera muerte a 11 militares en un ataque en el sur del país, lo que causó una aguda crisis en las conversaciones que se sostienen en La Habana.

Santos indicó que eventuales bombardeos solo “se harán efectivos si están lejos de los cascos urbanos, si no es una amenaza contra la fuerza pública”. “Hemos acordado ir desescalando el conflicto. ¿Eso qué significa? Menos muertes. Menos sufrimiento, menos víctimas”, dijo Santos.

La FARC han solicitado reiteradamente un cese bilateral del fuego, pero el gobierno se niega a ello ante la posibilidad que los rebeldes lo utilicen para fortalecerse. Las partes han consensuado hasta ahora tres de los seis puntos de la agenda de negociación y han acordado además un programa de desminado, que comenzó a ser aplicado este mes, y la creación de una Comisión de la Verdad.

El conflicto armado colombiano, el último en América, ha dejado en medio siglo 220.000 muertos y seis millones de desplazados, según cifras oficiales.

 

 

Fuente. entornointeligente.com

‘Plan candado’ en Bogotá, tras dos bombazos

Ciudad de México, 2 de jul.- La Fiscalía informó que los primeros indicios de la autoría de las dos explosiones que sacudieron Bogotá la tarde de este jueves apuntan a la “guerrilla”, sin determinar si se refiere a las Farc o al ELN.
“En este momento la Fiscalía analiza informaciones recibidas de diferentes fuentes y que por ahora apuntan a la guerrilla como posible autora de estos hechos”, indicó el ente acusador.
También es materia de investigación  la posibilidad de que el ataque hubiera estado dirigido al fondo de pensiones Porvenir, pues las explosiones en la calle 72 con carrera 10 y en el sector de Puente Aranda se registraron en las oficinas de la entidad.
En un consejo extraordinario de seguridad convocado en Bogotá, las autoridades resolvieron aplicar el “plan candado” y “plan capital”, que unirá efectivos de la Policía y unos 2.000 miembros de Ejército para reforzar la seguridad de la ciudad.
Un petardo de bajo poder fue la causa de una explosión registrada la tarde de este jueves sobre las 3:50 p.m. en la calle 72 con carrera 10 junto al Centro Financiero en Bogotá.
Las autoridades reportaron nueve personas levemente lesionadas “sin mayor gravedad”, principalmente por traumas en tejidos blandos, que fueron trasladadas a la Clínica del Country.
Aproximadamente una media hora más tarde, sobre las 4:25 p.m., otro artefacto similar explotó en el sector de Puente Aranda, en la calle 13 con carrera 46, también en una sede de Porvenir.
Las autoridades que atendieron la emergencia reportaron que en este segundo hecho una persona resultó afectada por “trauma craneoencefálico sin gravedad” y fue trasladada al Hospital San José.
El Gobierno nacional a través del ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, ofreció una recompensa de 100 millones de pesos por información sobre los autores de los atentados.
Fuente. NoticiasRCN/EFE

Santos agradece a México apoyo para el proceso de paz

Gracias, Presidente Peña Nieto, por su permanente respaldo, casi con pasión, porque usted entiende muy bien la importancia de la paz en Colombia”, manifestó.

Santos afirmó que “la paz de Colombia será la paz, por fin, de todo el continente”. Por su parte, el presidente Enrique Peña Nieto hizo “el más alto reconocimiento de México al proceso que está construyendo Colombia para que la paz total llegue cuanto antes”.

Al tiempo que reiteró su pleno respaldo al presidente Santos para que “Colombia logre abrir nuevos horizontes de concordia y paz para toda su población”.

Finalmente, el Jefe de Estado mexicano celebró la activa participación de Colombia y México, junto con Perú y Chile, en la Alianza del Pacifico, y recalcó la importancia de haber retirado la visa entre los dos países.

“Al haber retirado el requisito de visa entre nuestros países, en solo dos años se duplicó el número de visitantes colombianos y mexicanos”, sostuvo Peña Nieto.

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, recibió al presidente Santos en una visita de Estado en la que firmaron de varios programas para cooperación en turismo, educación, economía y seguridad nacional.

Fuente. terra.co

Peña Nieto recibe al presidente de Colombia

MÉXICO, DF 8-May .- El Presidente colombiano, Juan Manuel Santos, arribó a la Ciudad de México a las 23:23 horas de este jueves.

En el hangar presidencial, el Mandatario fue recibido por la subsecretaria para América Latina y el Caribe de la Secretaría de Relaciones Exteriores, Vanessa Rubio, con paraguas en mano, pues todavía había una ligera lluvia tras la tormenta que sacudió anoche al oriente de la Ciudad.

Santos llegó al hotel JW Marriot de Polanco pasada la medianoche. El inmueble estaba resguardado por elementos del Estado Mayor Presidencial, quienes cerraron el acceso por la Calle de Andrés Bello, dejando el paso sólo por Campos Elíseos, donde se estableció un filtro de seguridad por donde debían de pasar todos los huéspedes.

El Presidente se percibía algo cansado. En menos de dos minutos saludó a la avanzada de su comitiva en el lobby del hotel y subió de inmediato a su habitación.

El colombiano tiene hoy una intensa agenda de trabajo, sobre todo considerando que su visita original era de tres días y se redujo a menos de 24 horas.

De hecho, el Mandatario canceló su participación en el Foro Económico Mundial para América Latina, que se realiza en la Riviera Maya.

Se espera que por la mañana, Santos dé una entrevista a una televisora para después trasladarse al Senado de la República, donde se realizará una sesión solemne.

Al mediodía, estará en Campo Marte, donde el Presidente Enrique Peña Nieto encabezará la ceremonia oficial de bienvenida.

Posteriormente, ambos Presidentes se trasladarán a la Residencia Oficial de los Pinos, donde se anunciará la asociación estratégica México-Colombia y darán un mensaje a medios de comunicación.

A las 16:00 horas, los Mandatarios y sus esposas almorzarán en Alcázar del Castillo de Chapultepec.

Al concluir la comida, Santos depositará una ofrenda floral en el Altar a la Patria, para después trasladarse al hangar presidencial y regresar a Bogotá.

 

 

Fuente. plazadearmas.com.mx

Santos demandará a Uribe por acusarlo de narcolavador

Bogotá, Colombia, 23 de may.- Juan Manuel Santos, presidente de Colombia y candidato a la reelección, declaró este viernes que demandará al expresidente, Álvaro Uribe, quien lo ha acusado de haber financiado su campaña con dinero del narcotráfico.

El ex presidente Uribe lanzó fuertes señalamientos sobre capital presuntamente aportado por el narcotráfico para la campaña presidencial de Santos.

Ante tales acusaciones el aspirante a reelegirse, afirmó que semejante acusación no puede quedar impune, pues la estrategia del expresidente es “inventar mentiras para luego no entregar las pruebas” que sustenten sus argumentos.

El Presidente Santos afirmó estar a la espera de las pruebas respectivas y que la comunidad internacional también exige, para comenzar a actuar de forma legal en contra de Uribe.

En la entrevista, a dos días de las elecciones, también aseveró que “Uribe ha sido muy amigo de los paramilitares”, basado en señalamientos y evidencias que han publicado algunos libros. Además, agregó que los impasses con el ahora senador surgieron porque “no quiso ser su títere o seguir sus dictámenes y órdenes”.

En declaraciones a una emisora colombiana, afirmó también que el abogado de Uribe está comenzando a retractarse, pero espera que pase el tiempo para que no afecte a las campañas.

Redacción. Huellas de México