Teme cancillería que informe sobre tortura afecte imagen del PRI

ComparteShare on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Email this to someone

Ciudad de México a 6 de abril.- La confrontación entre el canciller José Antonio Meade y el relator especial de la ONU, Juan Méndez, autor del informe sobre la tortura “generalizada” en México, entraña una preocupación central del gobierno que radica en el calendario diplomático ya que el 20 de abril sesionará el Comité contra la Tortura de la ONU, mientras que el 4 de mayo arranca la sesión de la Comisión de Derechos Humanos para el examen periódico de las naciones en esa materia; no obstante, en ninguna de las dos reuniones, México será analizado ni comparecerá, pero la Cancillería lo que “menos quieren es llegar a esas citas cargando el sambenito de que el regreso del PRI a la Presidencia significó el reimplantamiento de la tortura como práctica cotidiana”; por lo que, se insistió, si bien ya no corregir el informe, al menos sembrar la duda del descrédito sobre su autor, detalla la columna Templo Mayor de Reforma.

Por su parte, la Cancillería mexicana reconoció, que en el país la tortura aún no está erradicada, aunque tampoco está extendida como aseguró el funcionario de la ONU; en ese sentido, “Se reconoce que la tortura constituye una práctica a la que todavía se recurre en distintas formas y que no ha sido del todo erradicada. Esta forma parte de los retos que el Estado asume y enfrenta a diario para una pronta solución”, apuntó la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

Sin embargo, actualmente no existe un registro nacional de casos de tortura; por lo que, cada entidad tiene datos propios; sin embargo, de acuerdo con el reporte de la ONU, muchos casos no se denuncian por temor a represalias o desconfianza y existe una tendencia a calificar actos de tortura o malos tratos como delitos de menor gravedad; al respecto, la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), informó de 11 mil 608 quejas por tortura y malos tratos entre 2006 y abril de 2014.

Cabe señalar que el mismo informe en que Méndez consideró que la tortura era una práctica generalizada en México, expuso que la política en alta mar de Australia y los cambios en su legislación de asilo político ponen en peligro la condición de los inmigrantes; al respecto, también el ministro de Australia Tony Abbott negó los señalamientos que el representante de la ONU realizó sobre su política migratoria.

 

 

Redacción. Huellas de México

ComparteShare on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Email this to someone

Written By Redacción Huellas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *