Niño se ahorca por Bullying, madre muestra fotos a los ‘matones’

ComparteShare on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Email this to someone

Ciudad de México, 29 de ago.- El bullying sigue desarrollándose como un problema global; acosar, molestar y agredir física y verbalmente son acciones que suceden hasta en los países más desarrollados del mundo, y que siguen mostrando ejemplos graves del nivel de consecuencias que este tipo de comportimientos pueden generar.

En inglaterra un joven de 12 años falleció en un hospital tras haberse ahorcado minutos antes por no soportar el bullying del cual era objeto por sus compañeros de escuela; la madre, furiosa publicó también fotos del niño agonizando en el hospital, que “los matones de mi hijo sepan lo que han hecho”, manifestó, destacando que quería enviar un mensaje fuerte para hacer un llamado de atención sobre este problema. Dylan, como se llamaba el niño, era insultado por venir de otra ciudad, además de apodarlo “Downey”, en alusión al síndrome de Down, algo que él no tenía.

 

En el DF de 5° de primaria a 3° de secundaria, se registra la mayor incidencia

Este problema ha generado acciones para contener y comprender el fenómeno a nivel mundial; en la Ciudad de México, la Secretaría de Seguridad Pública (SSPDF) acaba de presentar los resultados de una investigación para definir el perfil de los niños que cometen abusos, en el cual se comprobó una vez más, que el cambio hormonal y el desarrollo físico, además del gusto por series, películas y publicaciones violentas influyen en este tipo de conductas.

Leticia Varela, directora de Prevención del Delito de la SSPDF detalló que los niños de quinto a sexto de primaria y de segundo a tercero de secundaria, son los que están más susceptibles a este tipo de conductas.

La funcionaria manifestó que la situación socioeconómica, intelectual y física también son factores. Citando a especialistas subrayó que el desarrollo de los niños a esta edad es considerado por el resto de los alumnos como una diferencia de inferioridad.

 

La violencia el origen y el problema

Padres de familia también coinciden en que “la violencia que vive la sociedad, es la misma que se expresa no solo en el ámbito escolar, sino en la casa, en el trabajo, en la calle”, así lo manifestó el presidente de la Asociación Nacional de Padres de Familia en Puebla, Leobardo Espejel.

“La solución es la educación integral, es decir, la que incluye la educación física, intelectual, afectiva y la cuestión ética; así lo marca la constitución politica que la educación debe ser integral”, manifestó el activista en conferencia de prensa.

Estudios internacionales, como el de la Fundación Anar de Ayuda a Niños y Adolescentes en Riesgo, también advierten que es importante solucionar el tema del bullying en la etapa escolar, pues de no ser así “tienen un 15 % más de probabilidades de sufrir traumas en la edad adulta que el común de la población”, así lo señaló el director de programas de la organización, Benajmín Ballesteros.

El especialista refiere que tratar este tema a tiempo es muy importante para el desarrollo del individuo, “porque las secuelas psicológicas a largo plazo pueden ser muy importantes”.

Y es que entre las muchas consecuencias del bullying, también está la limitante impuesta a la libertad de expresión, la cual se contagia y multiplica en cadena, lo que los científicos denominan “la espiral del silencio”, concepto desarrollado por la politóloga alemana Elisabeth Noele-Neumann, cuya idea principal apunta a que el público se calla opiniones si creen no son populares o mayoritarias pues se siente amenazado al ser una minoría.

Los especialistas advierten que este tipo de conductas generan un círculo vicioso, pues los medios de comunicación difunden lo que expresa el público pero cuanto más se difunde la versión dominante por los medios, más guardarán silencio las voces individuales contrarias, al creer que son una minoría, aunque en realidad no lo sean.

 

 

Jose G. Muñoz / Redacción. Huellas de México

ComparteShare on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Email this to someone

Written By Huellas de México

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *